Entradas en la categoría: Aprendizaje

AQUNE, un proyecto innovador que une neurociencia y educación

  • Las escuelas Chiquitín implantaron hace cinco años AQUNE, un innovador proyecto educativo
  • La etapa de los 0 a los 3 años es el periodo en el que los niños aprenden más que en cualquier otra etapa de su vida, desarrollándose las capacidades que serán la base de todos los aprendizajes futuros
  • Educación, ciencia, experiencia educativa e investigación son los cuatro pilares básicos de AQUNE, el proyecto neuropedagógico de Chiquitín

aqune

En la última década han sido muchos los avances científicos que se han dado a conocer sobre el cerebro y su funcionamiento, despertándose un interés por la neurología que abarcaba muchos campos pero  cuya aplicación en el ámbito educativo, está en una fase muy  inicial.

Hace cinco años, las escuelas Chiquitín implantaron en todos sus centros educativos AQUNE, un método propio de neuropedagogía aplicada que favorece la evolución de los más pequeños desde todos los ámbitos de desarrollo, incluyendo el neurológico, a la vez que evita las posibles dificultades que pudieran presentar en el futuro.

aqune-2Esta etapa es el periodo en el que los niños aprenden más que en cualquier otra etapa de su vida, desarrollándose las capacidades fundamentales que les permitirán afrontar con éxito las siguientes etapas educativas. Por esta razón, la cantidad y calidad del proceso de aprendizaje también durante estos primeros años son fundamentales, dependiendo  en gran medida del entorno en el que se desenvuelven y de los profesionales que les acompañan.

El método AQUNE es un proyecto afectivo, que tiene muy presente el desarrollo de las emociones porque como reza uno de los lemas de las escuelas Chiquitín “sin afectividad, sin emoción, no hay aprendizaje”. Las aportaciones de la neurociencias avalan que la afectividad y el campo de las emociones configuran parte esencial del aprendizaje para que éste sea realmente efectivo. La información que reciben los niños durante los primeros años atraviesa un filtro emocional, el sistema límbico, que tiene un importante peso durante toda la vida pero especialmente en los primeros años en los que la permeabilidad e intensidad emocional es más significativa.

La utilización de información sensorial precisa, coherente y cuidada, junto con la utilización de todo tipo de lenguajes verbales, gestuales, musicales… con la frecuencia y corrección necesaria son también imprescindibles para AQUNE, ya que favorecen la creación de sinapsis y el afianzamiento y utilización de las redes neuronales. “En la práctica, y gracias a esto, los niños saldrán de la escuela con un amplio y rico vocabulario de más de 2.000 palabras que habrán adquirido de una forma divertida a través de poesías, cuentos y canciones”, afirma Ana Muñoz.

Otro punto clave de este proyecto educativo se basa en el desarrollo neuromotor, reforzando el movimiento y los hitos de desarrollo, cuya repercusión  en el desarrollo cognitivo están científicamente demostrados. “Si hacemos un buen trabajo, nuestros alumnos estarán mejor preparados para afrontar las siguientes etapas educativas”, sostiene la Directora del Departamento de Pedagogía de las Escuelas Chiquitín, Ana Muñoz.

La personalización de los objetivos educativos, el respeto a aqune-1las necesidades y ritmos de los niños son imprescindibles también para AQUNE, “Es esencial que cada niño pase por todos los momentos del desarrollo, a su ritmo y de forma ordenada. Forzar y tratar de especializar las capacidades de los niños de forma prematura es un error, los avances se logran personalizando y respetando su desarrollo natural, añade Ana Muñoz.

Favorecer la creatividad, presentando las actividades de una forma lúdica y experimental es también una seña de identidad de este proyecto que ha tenido una excelente acogida por las familias de los 3000 niños de Chiquitín.

AQUNE, además de profundizar en la neuropedagogía aplicada, también ha analizado otros aspectos como la nutrición o el sueño, enlazándolos e integrándolos en su proyecto, ya que que también son prioritarios en su atención a los niños.

Después de cinco años de la implantación del método AQUNE, Ana Muñoz analiza y reflexiona sobre las principales conclusiones de estos años de desarrollo del proyecto. “El resultado es tan visible que ha hecho que estemos muy satisfechos de todos estos años de investigación y aprendizaje, AQUNE hace que tengamos niños más felices, gracias a que ellos son los que nos guían  y nosotros les seguimos, desde el afecto, la valoración y la formación”.

Pero el proyecto AQUNE no termina aquí y continúa creciendo gracias a las aportaciones de profesores, padres y alumnos. “Y ahora continuamos aprendiendo. Porque la educación tiene el privilegio de que nunca sabremos lo suficiente”, concluye la pedagoga Ana Muñoz.

 

CHI_Navidad_Banner_5

Importa la cantidad, pero sobre todo la calidad

Son muchas las madres y padres que desearían tener más tiempo para dedicar diariamente a sus hijos y que se preocupan o se sienten culpables por no disponer de él, pero aunque la cantidad de tiempo que pasamos con ellos es importante también lo es la llamada ‘calidad’ de ese tiempo.

Muchas veces nos sucede que, aún teniendo tiempo y estando físicamente con ellos, no les dedicamos una atención exclusiva porque son muchas las labores cotidianas que realizamos: preparar la cena, poner la lavadora, ir a la compra, hablar por teléfono…

El papel de los padres en los primeros años de vida de los niños es fundamental, ya que el tiempo ‘de calidad’ que pasamos con ellos hace que aumente entre nosotros el vínculo afectivo, favorece su autoestima, afianza sus capacidades y nos hace disfrutar mucho de cada uno de esos momentos únicos que acompañan su desarrollo.

Te invitamos a que valores positivamente esas horas de las que dispones y en las que realizas actividades con vuestros pequeños que tienen un valor afectivo y pedagógico importantísimo ya que, al repetirse diariamente, le dan seguridad y sirven como escenario de un montón de actividades divertidas que realizar juntos: en el baño podemos ‘leer’ juntos el cuento del baño (un cuento plastificado y especial, porque solo vemos en ese momento), hacer pompas de jabón y soplarlas juntos, hacernos cosquillas, darnos besos, aprovechar la proximidad de piel con piel para darle un pequeño masaje antes de vestirnos, desarrollar conceptos llenando y vaciando recipientes… tardaremos un poquito más pero seguro que se convierte en un momento muy especial para los dos.

Igualmente en la cena, si le acompañamos, se convierte en un tiempo social importantísimo. El mensaje que les transmitimos cuando compartimos alguna actividad con ellos es que son importantes para nosotros.

En definitiva, aprovechemos y disfrutemos del tiempo del que disponemos para pasarlo juntos ‘de verdad’, con la tranquilidad de que, nuestro interés, el afecto y el juego compartido, nos ayudarán a que los pequeños crezcan felices y se desarrollen adecuadamente. Y si mis palabras no surten efecto, puede que el Christmas que nuestros chiquitines han preparado lo consiga.

Para profundizar en esta idea además podemos…

· Aprovechar las oportunidades espontáneas que surgen diariamente: acompañarles cuando están jugando solos, ver sus dibujos favoritos y preguntarles por ellos, recoger juntos los juguetes, etc…

· Transformar actividades cotidianas en momentos compartidos: Involucrarles en nuestras tareas domésticas en función de sus capacidades, que nos ‘ayuden’ a poner la mesa, que nos den las pinzas para tender la ropa, que nos acompañen a la compra y nos ayuden a buscar productos, que nos cuenten antes de dormir que ha sido lo mejor y lo peor del día, etc…

· Acordar y establecer tiempos de convivencia familiar: cenar siempre juntos, realizar toda la familia una actividad que nos guste el fin de semana, etc…

· Demostrar interés por lo que nos dicen, por sus actuaciones, realizando comentarios positivos, manteniendo contacto visual y dándoles siempre respuesta.

· Priorizar y planificar las tareas que tenemos que hacer para ‘ganar’ tiempo para los niños: posponer las que podemos realizar cuando estén durmiendo, delegar las que podamos e identificar el tiempo que nos lleva cada una de ella y su importancia.

· Y sobre todo, para que disfrutemos del tiempo juntos, manifestar alegría y sentido del humor.

Ana Muñoz
Dirección Pedagógica Escuela Infantil Chiquitín

Educar con los 7 sentidos

ChiquitínTodos los padres conocemos la importancia que tiene para los niños jugar, reír, moverse, experimentar…Es parte de su actividad natural y va evolucionando según se desarrollan sus sistemas sensoriales. Los sentidos o sistemas sensoriales más conocidos son los que aprendimos desde el colegio, los cinco sentidos cuyos receptores son más evidentes. Pero no son los únicos receptores, hay otros más ocultos que pertenecen a sistemas sensoriales más complejos que aportan información vital para un desarrollo integral del niño. Son los sistemas propioceptivo y vestibular.

El sistema propioceptivo recibe la información sensorial que aportan los músculos, ligamentos, tendones y articulaciones del cuerpo, que nos permite conocer la posición y el movimiento de nuestro cuerpo, de cada una de sus partes. Si la información llega correctamente será más fácil cualquier conquista motórica, el niño sabrá si tiene una rodilla flexionada, un brazo estirado, o cuánta presión está haciendo al pintar, lanzar un objeto o morder… Y cuando conoce su cuerpo y aprende a manejarlo, se siente más seguro, más equilibrado emocionalmente y es más capaz de controlar sus conductas.

Seguir leyendo

Plan de transición al Cole de Mayores

“¿Cómo elegir un buen colegio? ¿cómo y cuándo tengo que solicitarlo? ¿cuántos puntos tengo?”

Estas son algunas de las preguntas que, año tras año, nos plantean las familias de nuestros alumnos cuando se va aproximando el momento de abandonar las aulas de ChiquiTin para incorporarse al 2º ciclo de Educación Infantil o, como comúnmente lo llamamos, al “Cole de mayores”.

A nosotros, como profesionales de la educación de 0 a 3 años, nos parecía necesario prestar especial atención a este momento ya que supone la incorporación a nuevas situaciones dentro del sistema educativo, al igual que ocurre con el paso de infantil a primaria o de primaria a secundaria. Debíamos desarrollar por medio de la acción educativa todas las posibilidades de nuestros pequeños alumnos y dotarles de las competencias, habilidades, hábitos y actitudes que faciliten su adaptación al nuevo centro (profesores, rutinas, distribución del tiempo, espacios, materiales y recursos).

Seguir leyendo

Enséñale algo nuevo cada día

Para hablar de la atención y cuidado de nuestros niños de 0 a 3 años debemos prestar atención a muchos factores, lo cual se denomina Atención Temprana.

La Atención Temprana es un conjunto de acciones que tienden a proporcionar al niño en sus primeros años de vida, las experiencias que necesita para promover el desarrollo máximo de sus potencialidades físicas, cognitivas, emocionales y sociales, permitiendo de este modo prevenir posibles alteraciones en las diversas áreas del desarrollo. Su práctica en aquellos niños que ya presentan algún tipo de déficit, permite en la mayoría de los casos, favorecer un desarrollo adecuado a su edad cronológica. Las actividades de estimulación tienen su base en el conocimiento de las pautas de desarrollo que siguen los niños; por ello, deben ser aplicadas de acuerdo a la edad en meses del niño y su grado de desarrollo, sin forzarle a lograr unas metas que no está preparado para cumplir.

Seguir leyendo